Adicción al juego

La ludopatía, un fenómeno al alza

Las apuestas han causado problemas que afectan a las personas y a su entorno familiar, des de hace siglos en casi todas las civilizaciones.

En 1990 la revista científica “British Journal of Psychology” en un artículo de Isaak Marks, relaciona por primera vez el juego de azar con la adicción y aparece el concepto de adicción comportamental, pero no es hasta 2014 cuando la comunidad científica incluye el Juego Patológico como la primera adicción conductual en el apartado de trastornos adictivos haciendo la diferenciación entre “Trastornos relacionados con sustancias” y “Trastornos no relacionados con sustancias” y confirmando que el Juego Patológico así como los videojuegos y las compras por internet, comparten los siguientes síntomas con las adicciones con sustancias:

  • Síndrome de abstinencia.
  • Urgencia por hacer la conducta.
  • Desarrollo de tolerancia.
  • Intentos frustrados de interrupción o reducción de la conducta.
  • Continuación de la conducta a pesar de las consecuencias negativas.

El Juego Patológico se caracteriza por el fracaso crónico y progresivo de resistir los impulsos de jugar apostando dinero, a pesar de las consecuencias negativas evidentes sobre la vida del individuo y de las personas de su entorno.

¿Cómo saber si padezco ludopatía?

El DSM-5 (Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales), indica que se deben cumplir cuatro o más de los siguientes criterios para poder considerar que existe un trastorno de adicción al juego y además es persistente y recurrente:

  • Necesidad de apostar cantidades de dinero cada vez mayores para conseguir la excitación deseada.
  • Nerviosismo o irritación cuando intenta reducir o abandonar el juego.
  • Ha hecho esfuerzos repetidos por controlar, reducir o abandonar el juego, siempre sin éxito.
  • A menudo tiene el pensamiento ocupado en las apuestas (recordando o planificando).
  • A menudo apuesta cuando se siente preocupado (culpabilidad, ansiedad o depresión).
  • Después de perder dinero en las apuestas, acostumbra a apostar otro día para intentar ganar (recuperación de pérdidas).
  • Miente para esconder su grado de implicación en el juego.
  • Ha puesto en peligro o perdido una relación importante, un trabajo o una carrera académica o profesional a causa del juego.
  • Cuenta con otros para que le den dinero y aligerar su situación financiera desesperada provocada por el juego.

¿Cómo ayudar a un ludópata?

Si alguien tiene un ludópata en el entorno cercano, es probable que se haya hecho esta pregunta ya que los problemas del enfermo acaban siendo muy importantes y salpicando al entorno familiar y afectivo, por esto es prioritario provocar que la conducta se interrumpa ya que el juego controlado es un autoengaño imposible de alcanzar. Cortar los recursos económicos y acompañar al enfermo a un centro especializado en el tratamiento de la ludopatía acción que puede acabar con el problema y empezar a construir la solución.

¿Cómo dejar la ludopatía?

La persona que se siente atrapada en este espiral está cansada de mentir y ahogada en deudas por causa del juego, es importante no esperar más y actuar, cada día que pasa sin hacer nada el problema aumenta y la solución parece más difícil, el control de la situación es pura fantasía y la única salida pasa por la búsqueda de ayuda especializada.

Dejarlo solo o con la única ayuda de la familia es literalmente imposible. El acompañamiento de un grupo de iguales, el tratamiento psicológico especializado en adicciones y las pautas de conducta controladas, son algunas de las herramientas imprescindibles para dejar atrás el problema.

Referencias

  1. American Psychological Association, APA. (2014). Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales, DSM-5. (5ª Edición en español). Madrid: Editorial médica Panamericana. https://www.federaciocatalanatdah.org/wp-content/uploads/2018/12/dsm5-manualdiagnsticoyestadisticodelostrastornosmentales-161006005112.pdf
Servicio relacionado

¿Quieres más información?

Te ayudamos

crossmenu
×